PensamientosRincones

Miseria

Allí donde está tu miseria, encontrarás a Dios. (Jaume Boada)

Dios te suplica que le pidas y, cuando oras, practicas con Él la caridad, pues la única cosa que puedes darle es tu necesidad, tu súplica y tu indigencia. (Jean Lafrance)

Lo que conmueve el corazón de Dios es nuestra miseria, tal como es y tal como Él la ve. (José Fernández de Retana)

No sospechas que puedes buscar a Dios y enternecerle con lo que te desconsuela. Le cuentas cuentos diciéndole que le amas, que te fías de Él, y esto no le enternece en absoluto. No puedes conmover el rostro de Dios más que con la confesión de tu miseria. (Jean Lafrance)

Tu miseria, tu angustia, tu sufrimiento -no importa de donde venga- ejercen sobre Dios una atracción análoga a la que ejercen sobre ti el esplendor y la belleza de su rostro. (Jean Lafrance)

Anterior

Mentira

Siguiente

Misericordia