PensamientosRincones

Ocultamiento

Aprende a descubrir el valor de una vida siempre escondida en Cristo, una vida anónima, que no se hace notar, que no busca destacar… cuanto más escondida más feliz, cuanto más entregada más escondida. (Jaume Boada)

Casi inconscientemente, en nuestros deseos de perfección, alimentamos la secreta pretensión de ser algo; tal pretensión es un obstáculo para el Amor. No puede el Señor realizar en el alma su obra sin abrir la preocupación propia que se opone al desarrollo y a la consumación de la humildad. El amor solo se alcanza en la humildad o por la humildad. (Liagre)

El silencio del Rey se mancha con el álito de la publicidad. (Rafael Arnaiz)

La felicidad solo se halla en esconderse y en vivir en la ignorancia de las cosas creadas. (Santa Teresa de Lisieux)

La locura de Cristo… no se comprende, es natural, y hay que ocultarla; ocultarla dentro, muy dentro; que solo Él la vez, y que nadie, y si fuera posible ni aún uno mismo, se enterara de que está dominado por ella… (Rafael Arnaiz)

Mantengámonos muy lejos de todo lo que brilla, amemos nuestra pequeñez, deseemos no sentir nada. Entonces seremos pobres de espíritu y Jesús irá a buscarnos, por lejos que nos encontremos, y nos transformará en llamas de amor. (Santa Teresa de Lisieux)

Mi amor a Dios ha estado siempre oculto a las miradas de los hombres, pero es que los hombres, en general, todo esto no lo comprenden, y esta vida intensa interior que tengo de Dios, no se debe manchar con la publicidad. (Rafael Arnaiz)

Mi mayor alegría es vivir ignorado. (Rafael Arnaiz)

No busques quien te hable de Él…, te llevarás muchas desilusiones y no hace falta, pues “no sabrán decirte lo que quieres”, y hasta parece que ocultando el amor que a Dios tienes, le quieres más… (Rafael Arnaiz)

Ocultémonos para estar con Jesús en la Cruz … (…) … No buscando nada en las criaturas y sí todo en Dios, se llega a amar la Cruz, pero la Cruz a solas y en escondido… la Cruz oculto con Dios y lejos de los hombres. (Rafael Arnaiz)

Ocultémonos para estar con Jesús en la Cruz; no busquemos mitigación al dolor, en el consuelo de las criaturas, pues haremos dos cosas que no son malas, pero que no son perfectas. (Rafael Arnaiz)

Podemos pedir la unión profunda con Dios, pero con una condición: la de que sea oculta. (Robert de Langeac)

Puedes darte de lleno a Dios, y estar en el mundo, sin que el mundo se entere de nada. (Rafael Arnaiz)

Si os gusta elegir, elegid siempre los cargos menos agradables. (San Alfonso Mª de Ligorio)

Sólo pretendo vivir una vida muy sencilla, sin cosas extraordinarias… muy oculto a los hombres mi amor por Ti… (Rafael Arnaiz)

Vuestra vida está escondida con Cristo en Dios. (San Pablo)

Anterior

Obediencia

Siguiente

Olvido de sí